Cabecera OrienTapas

¿Quién viene aquí de tapas? ¡Únete!

lunes, 9 de abril de 2018

La niña silencio: un álbum ilustrado sobre el mutismo infantil.

"Se podría pensar que va una casa como las demás, pero su andar es pesado, demasiado pesado para una niña de su edad."


En nuestro país se detectaron, en un año, 13.818 menores víctimas de 17.149 tipos de abuso, según la última estadística del Registro Unificado de casos de sospecha de Maltrato Infantil (RUMI).

El maltrato infantil sigue estando en nuestra sociedad. Son muchos los pequeños que sufren cada día situaciones de violencia y/o abusos por parte de sus familiares. "La niña silencio" habla sobre este preocupante tema. 

LA AUTORA.- Cécile Roumiguière es la brillante autora de esta obra de arte. De origen francés, esta enamorada de los libros desde bien pequeña, cuenta con obras de distintos géneros, siendo últimamente el mundo de los más pequeños, en el que más se ha centrado. Experta en letras modernas, ha realizado esta aplaudida colaboración con el genial ilustrador Benjamin Lacombe.

EL ILUSTRADOR.- Benjamin Lacombe es sin duda alguno uno de mis ilustradores preferidos. Con un toque muy característico suyo, son muchas sus aplaudidas obras recogidas en álbumes ilustrados, consideros joyas de la literatura. Gran colaborador de la editorial Edelvives, nos regala en esta obra, trata como la nadie las expresiones faciales de sus personajes, las miradas y la gama de colores, para hacernos llegar muy dentro el mensaje que la historia busca transmitir. Y en este pequeño libro, no iba a ser diferente. 

EL LIBRO.-
Hace tiempo que quería manejar este álbum, La niña silencio. Lleva publicado en nuestro país desde el año 2011. Siempre me ha llamado la atención este tema. Especialmente desde que, hace unos años en uno de los coles en los que trabajaba, tuve un caso de mutismo selectivo realmente serio.

Nadie puede llegar a saber lo que a un niño le pasa por la cabeza para, simplemente, dejar de hablar. El silencio en el que viven sus actividades diarias son un fiel reflejo del dolor que llevan dentro. Una sombra que les acompaña y de la que no son capaces de liberarse.

Cualquiera que haya conocido a una persona inmersa en un mutismo, sabe que en su mirada es tanta la tristeza y el miedo que se aprecia, que es inevitable no sentir rápidamente empatía con situación.

"La niña silencio" cuenta la historia de una pequeña niña sumida en un mutismo selectivo, que le afecta en su vida escolar. 

Pero como siempre que se dan situaciones tan complicadas para un niño, siempre hay una persona dispuesta a preocuparse y tender una mano para ayudar en lo posible. Bien puede ser una vecina, una amiga, una maestra o una orientadora. 

Pero salir de esa guarida no es tarea fácil. Y en este libro nos cuentan el debate interno en el que esta niña se encuentra, por querer contar... Pero no poder. 

"Algunas mañanas la sientan ante una mujer que huele muy bien, a plátano y a pan tostado. La niña hunde su mirada en los ojos azules de la mujer y se balancea cambiando su peso de una pierna a otra. A la mujer le gustaría que la niña hablara, pero la niña no sabe qué decirle."
Y es que hay días rojos, pero salir de esa jaula da miedo. Mucho miedo. Porque también hay días azules y esos días los lobos ronronean. La niña repite su mantra. Ese que le tranquiliza. "A de alondra, B mece al bebé, C como un cisne..." Y es que la culpa es un monstruo demasiado grande.

El inteligente uso del color que Lacombe realiza en este libro resalta aún más el conflicto emocional en el que se haya inmersa esta pequeña. Con un predominio del color rojo con pequeños puntos azules y una expresión facial de una niña sumida en la tristeza más profunda, podría ser perfectamente un libro sin texto, ya que las ilustraciones definen la historia por si solas.

Si en lo que prestamos atención es en el texto, "La niña silencio" presenta una narración marcada por la sutileza. Con muchísima delicadeza y mediante la metáfora, la autora nos va llevando de la mano por la historia y las emociones que invanden a esta pequeña.

LA EDITORIAL.- Edelvives se caracteriza por contar en sus catálogos con álbumes y cuentos infantiles ilustrados, que son autenticas joyas de coleccionistas. Para los que somos amantes de los libros y además vemos su valor terapéutico, es difícil no contar entre nuestra biblioteca con ejemplares de Edelvives. El compromiso que esta editorial tiene con el cuidado y el respeto por los temas emocionales, hacen que sea una de las editoriales que más utilizo y consulto. Rara es la vez que no encuentre entre sus libros lo que necesito. 

LA PROPUESTA DIDÁCTICA.-
Trabajar el mutismo selectivo no es tarea fácil. El uso de las metáforas con los niños pueden facilitar en algo la intervención, si el problema no está muy enquistado. 

La colaboración con la familia y la implicación del profesorado es fundamental para poder conseguir pequeños cambios. Pero la realidad es que muchas veces es necesaria la intervención psicológica clínica.

Hace tiempo publiqué en mi blog Los Libros de Mi Cole una entrada sobre la intervención con niños que presentan este problema. Os dejo enlace: Intervención con niños que presentan mutismo selectivo.

Otra de mis entradas sobre el tema hacia referencia a las orientaciones para el profesorado. Las tienes aquí 

Respecto al uso de las metáforas para estos casos puedes echar un vistazo a esta entrada aquí.
Cuanto nos queda por aprender para intervenir mejor en este tema. Si conoces material interesante, te lanzo en guante. Entre todos seguro que podemos hacer mucho más. Y mucho mejor.

Si no tienes "La niña silencio" en tus manos ya, no sé a qué estás esperando. En mi estantería tiene uno de los puestos de oro. Seguro que en la tuya también lo tendrá. Muchas gracias a la editorial Edelvives por colaborar en la sección #LibrosParaOrientar.



 Rebeca Llamedo - Orientadora educativa.

Dirige la sección #LibrosParaOrientar en OrienTapas

No hay comentarios:

Publicar un comentario